Presenta anomalías padrón de Servidores en CDMX 

Redacción

Noticias MX.-El padrón de Servidores de la Ciudad, símil de los Servidores de la Nación, registra diversas anomalías. 

En los registros figuran 67 beneficiarios de 118 y 119 años, cuando el Récord Guiness de longevidad lo tiene una japonesa de 116 años de edad. 

Además, hay seis personas inscritas con cero años de edad, lo que, de acuerdo con el Legislativo, refleja inconsistencias en el programa creado por el Gobierno capitalino. 

Una revisión hecha por Grupo REFORMA de las listas de beneficiarios del programa operado por la Secretaría de Inclusión y Bienestar Social (Sibiso), detectó que 25 mujeres y 30 hombres tienen 119 años de edad. 

En tanto, cinco hombres y siete mujeres tienen 118 años. Lo mismo se registran de 20, 60 o 74 años. 

De acuerdo con la lista oficial, 2 mil 111 beneficiarios reciben pagos semanales o mensuales: 100 de ellos de 84 mil pesos, en 11 mensualidades de 7 mil 636.40 pesos, mientras que otras 2 mil personas obtendrán 60 mil pesos en 11 pagos de 5 mil 454.55 pesos al mes.  

A cambio, deben tener disponibilidad de horario, incluso, fines de semana y días festivos, y realizar 840 acciones de difusión y 840 asambleas vecinales. 

Además, tienen que organizar jornadas comunitarias de mejoramiento urbano (tequio), formar comisiones vecinales de seguridad ciudadana y apoyar a la logística y en procesos de organización ciudadana. 

"Firmar carta compromiso. Tener experiencia en coordinación de grupos de trabajo y facilidad de trabajo en equipo y asertividad y experiencia en atención ciudadana", son unos de los requisitos.

La meta física fijada por la Secretaría de Inclusión y Bienestar (Sibiso) es de 4 mil 280 apoyos para los Servidores de la Ciudad con 130 millones de pesos. Hasta junio, se reportaban 80 millones 714 mil 515 pesos ejercidos.

La diputada Gabriela Salido, presidenta de la Comisión de Uso y Aprovechamiento del Espacio Público, alertó por deficiencias en la integración del padrón, así como por las reglas de operación y requisitos que podrían señalar al programa como una nómina disfrazada.

"Puede desvirtuarse el propósito y convertirlo, más bien, en un instrumento donde se genera una nómina dedicada a la operación política", advirtió Salido.

Además, la legisladora panista criticó que se desconocen los criterios de inclusión en el programa y quién los decide, además que los objetivos no son medibles ni cuantificables para evaluar avance e impacto, ya que el programa contempla lograr cambios de percepción en seguridad y servicios.

 

Tu opinión es importante

Minuto a Minuto

Minuto a Minuto