Con láser y oxígeno "queman" enfermedades ginecológicas

Redacción Noticias MX.- Los científicos de la Universidad Nacional de Investigaciones Nucleares (MEPhI) de Rusia propusieron un método que permitirá mejorar el tratamiento de la leucoplasia mediante el uso combinado de la radiación y la fluorescencia. Los resultados de la investigación están publicados en la revista Photodiagnosis and Photodynamic Therapy.

Los físicos usaron métodos de diagnóstico fluorescente y terapia fotodinámica. Una gasa se moja en una solución de sustancia fotosensible (fotosensibilizador) y se aplica al órgano afectado durante 2 o 3 horas.

Las células patológicas pueden acumular tales sustancias en grandes cantidades, a diferencia de las células sanas. Posteriormente la mayor parte del fotosensibilizador comienza a abandonar las células sanas y permanece en las células afectadas. La parte afectada se somete a la radiación combinada de cortos impulsos potentes de luz y de la suave luz roja de diodos.

El fotosensibilizador absorbe la radiación y activa el oxígeno molecular disuelto en los tejidos del organismo. El oxígeno posteriormente destruye las células del tejido patológico y crea las condiciones favorables para activar la inmunidad.

La fluorescencia que surge cuando el fotosensibilizador se excita se registra con métodos de espectroscopia y permite determinar exactamente los límites del tejido afectado.

"La terapia fotodinámica es un método de tratamiento de esta enfermedad que permite conservar los órganos y cuya eficacia ya ha sido demostrada, lo que se confirma por los resultados positivos de más de 700 pacientes", señala el jefe adjunto del Departamento de micro, nano y biotecnologías de la MEPhI, Víctor Loschenov, citó Notimex.

Según el experto, los resultados de los enfoques aplicados ponen de relieve que el uso de tales tecnologías es prometedor a la hora de prevenir transformaciones malignas y de tratar la leucoplasia.

Actualmente los científicos siguen trabajando en crear una tecnología más apropiada para evaluar la eficacia de la radiación láser dirigida a todas las partes del organismo afectadas en el proceso del tratamiento.

Esto permitirá cambiar oportunamente la táctica del tratamiento y prevenir la radiación insuficiente o excesiva que podría conllevar recidivas o necrosis. Es especialmente importante cuando la terapia fotodinámica se usa para tratar enfermedades peligrosas como el cáncer o precáncer de cuello uterino.

Minuto a Minuto

Minuto a Minuto