¡Vivir del duelo y la venganza! Adelanta Caro situaciones en 'La Casa de las Flores 2'

Los actores coincidieron en que algo que hizo que esta temporada los llevara a nuevos límites en la comedia fue la libertad de interpretación e improvisación.

México/Redacción MX Político.- La familia De La Mora, que cautivó al público por sus extravagancias, romances y secretos en La Casa de las Flores, está de regreso para luchar por su legado.

En la segunda temporada de la serie, que se estrena el viernes en Netflix, los De La Mora enfrentarán la ausencia de su matriarca, Virginia (Verónica Castro), quien muere en circunstancias que no se ven en pantalla y los deja sin dinero.

El público clamaba por el regreso de la actriz y algunos conjeturaban que su ausencia se debía a diferencias con la producción. En realidad, dijo Caro, era algo que tuvieron presente desde que lograron convencerla de que volviera a la pantalla.

“A mí fue al que menos me agarró por sorpresa porque ya lo había platicado yo con Verónica”, dijo el director. “Ya lo tenía como en la cabeza”.

La producción intentó que Castro continuara tras el éxito de la primera temporada, pero llegaron a la conclusión de que lo mejor sería seguir sin ella, como se había planteado desde un principio.

Al elenco, integrado por Cecilia Suárez, Dario Yazbek, Aislinn Derbez, Juan Pablo Medina, Paco León y Arturo Ríos, se suman dos nuevas actrices: la comediante mexicana Anabel Ferreira, como guía en un grupo de autoayuda para adictos al sexo, y Mariana Treviño como Jenny Quetzal, líder de una secta inspirada en parte en el escándalo de la secta verdadera Nxivm. En la serie, el padre los hermanos De la Mora (Ríos) es quien se enreda en una organización piramidal.

Treviño se expresó en contra de las fórmulas de éxito para encontrar la felicidad con grupos sectarios y el mal uso de la espiritualidad.

 

Tu opinión es importante

Minuto a Minuto

Minuto a Minuto