Autocrítica periodística… / En la opinión de Pablo Ramírez Puga

"Nadie puede ser señalado culpable, hasta que se demuestre lo contrario". 

Inicio éste comentario con esta frase leguleya, no para establecer una especie de autoprotección o caparazón ante el incremento de la peligrosidad del ejercicio periodístico, sino para establecer con la claridad que me permite mi conciencia sobre la serie de asesinatos en contra de quienes ejercen la actividad periodística.

Son ya 39 asesinatos durante el sexenio de Enrique Peña Nieto y más de un centenar perpetrados en nuestro país desde mediados del siglo pasado, poniendo a México en la actualidad como el país más peligroso para ejercer el periodismo, junto con Siria. Y aunque dicen que no estamos en guerra, como en Medio Oriente, si llevamos a cabo una guerra contra el narcotráfico y la delincuencia organizada desde hace por lo menos dos sexenios. 

Originada por la progresiva demanda de narcóticos de nuestro vecino del norte, su falta de control en la venta de armas y la corrupción creciente en nuestro país.

Todo ello ha puesto en la mira de la delincuencia al ejercicio periodístico, como canal expositor de los hechos delictivos y las corruptelas a su alrededor; empero, en el desarrollo de los hechos, también quienes tienen medio o manera de comunicar, han caído en componendas y negocios turbios que igualmente denigran al ejercicio periodístico, al ser éste en la actualidad (por la accesibilidad de las redes sociales) una manera de expresarse libremente, pero sin la responsabilidad y ética que debe acompañar siempre al reportero o a quien se dice o autonombran "periodista".

Quisiera clarificar lo que es un PERIODISTA, en toda la extensión de la palabra, sobre todo ahora que hasta la Suprema Corte de Justicia de la Nación está interesada por definirla: "El periodista es un profesional que busca, analiza, recaba, comenta o edita en algún medio de comunicación, información noticiosa o de trascendencia social, política o económica, de una manera consuetudinaria".

Una definición que en su primer párrafo marca la esencia del ejercicio periodístico: La profesionalidad, que si bien no sólo debe estar marcada por una institución que la avale, si debe estar avalada por los códigos de ética que todo medio de comunicación debe definir y dar a conocer.

Hoy que la Fiscalía de Veracruz informa que el reportero asesinado en esa entidad, de nombre Gumaro Pérez, mantenía relaciones o estaba involucrado con la delincuencia organizada, debe servir de ejemplo y prevención para quienes ejercemos la actividad periodística.

Y si es esencial que muchos compañeros deban echar sus barbas a remojar por su manera de conducirse en el ejercicio del periodismo, hagámoslo con responsabilidad y por la depuración de una actividad de gran trascendencia para la sociedad.

No perdamos de vista que en los tiempos actuales, en donde la violencia toma matices no sólo a través de la delincuencia organizada, sino a través de la intolerancia política y social que emerge por una fallida democracia, enmarañada en la demagogia y la falta de valores éticos y morales, así como de congruencia ideológica, la actividad periodística se menosprecia y estanca como fuente de poder que guía y equilibra las acciones de quienes gobiernan y a la sociedad en general.

Nosotros que ejercemos la actividad periodística, tenemos la responsabilidad  de clarificar nuestro trabajo y de demostrar que el verdadero periodismo debe ilustrar y advertir con justicia y con razón, no desvirtuar ni confundir y menos comprometer el pensamiento con quienes delinquen…

Con estas EXPRESIONES, deseo a todos quienes las leen, una muy Feliz Navidad y un próspero Año Nuevo, que aunque suene trillado, es la esencia de la buena fe de la temporada de fin de año. Un fuerte abrazo a todos…

EXTRACTOS POLITICOS:

.- DECÍA CAYO CORNELIO TÁCITO, CÉLEBRE HISTORIADOR Y ORADOR LATINO: "Quien se enfada por las críticas, reconoce que las tenía merecidas"… Y esto lo anoto porque veo que muchos se ofendieron por los señalamientos que se hicieron en contra del gobernador Alejandro Murat por sus dislates oratorios que vertió en Salina Cruz ante el presidente Enrique Peña Nieto… Fueron tantos y tan seguidos, que muchos pensaron que fueron a propósito para solidarizarse con el campeón de los desbarres gramaticales… La cuestión es que el hecho queda para el anecdotario político del estado, y nada más, quien quiera ver algo más se equivoca… Las críticas de ese tipo, sólo evidencian ciertos hechos extraordinarios que deben ser asimilados como una experiencia y tomarlos por el lado amable…

.- QUIEN SI PADECIÓ LAS DE CAÍN, fue el ex secretario de Finanzas, Enrique Arnaud Viñas, quien fue exhibido en su traslado a una diligencia sobre su proceso penal sentado en la batea de una camioneta de la policía estatal… Cuando se tiene demasiado y mal habido, tarde o temprano sufre la vergüenza del escarnio social… Ahora sí, como dijo Friedrich Nietzsche: "La objetividad y la justicia no tienen nada en común"…. 

Hasta la próxima…

Expresiones
Pablo Ramírez Puga
confusiopuga@hotmail.com

Las opiniones emitidas en esta columna son responsabilidad de quien la escribe y no reflejan necesariamente la línea editorial de este medio.

zam

Tu opinión es importante

Minuto a Minuto

Minuto a Minuto