Ni Pinto Ni Colorao / En opinión de Víctor Hugo

Redacción MXPolítico.-  La guerra contra el narcotráfico ha creado una metástasis de violencia en todo México, el fracaso de las estrategias contra la inseguridad mantienen al país en una descomunal zozobra. En tan solo once meses del nuevo gobierno, en la supuesta cuarta transformación, hemos vivido sucesos por demás, lamentables: la tragedia de Tlahuelilpan, Hidalgo con 137 muertos ante la tibieza de las autoridades vencidas por el huachicol; la balacera en Aguililla Michoacán donde masacraron a 14 policías desarmados; la masacre en Iguala, Guerrero con 15 muertos; la improvisada y fallida detención de Ovidio Guzmán y Archivaldo Guzmán, hijos del Chapo, en Culiacán donde hubo 9 muertos y 51 reos (sicarios y secuestradores) liberados de prisión donde el Gabinete de Seguridad se arrodilló al Cartel de Sinaloa siendo la vergüenza y el
hazmerreír mundial.

La “gran estrategia” en reducir la violencia y la delincuencia en la naciente cuarta transformación, ha sido la creación de la Guardia Nacional -que hasta el momento por las presiones del fascista Donald Trump- solo ha estado para frenar, sin respeto a los derechos humanos, a los miles de migrantes que llegan de Centroamérica. O de participar sin mucho éxito en la captura fallida de los hijos del Chapo en Sinaloa por órdenes de la
DEA. Paradójico acontecer en un nuevo gobierno de México, supuestamente de Izquierda.


La violencia e inseguridad por la guerra entre cuatro cárteles que se disputan el Bajío han hecho de Guanajuato un cementerio. La ciudad de México vive a merced de los asaltos con violencia, ejecuciones, violaciones y secuestros, así como marchas que destruyen el patrimonio cultural y económico de la población con la cómplice ceguera del gobierno. Las carreteras del centro y norte del país tomadas por grupos delincuenciales que atacan a los vehículos particulares y transporte de pasajeros, como sucede en Mad Max o cualquier película sobre un futuro distópico, se asoma cada vez más a la realidad. En diez meses del nuevo régimen, las muertes por violencia ascienden a casi 30 mil; un 30% más que en el último año de Enrique Peña Nieto y un 60% más que el último año en el sexenio -del apodado por Andrés Manuel López Obrador- “Comandante Borolas” Los orígenes de la guerra Durante el sexenio de Felipe Calderón Hinojosa, se declaró la guerra al narcotráfico (no se niega su buena voluntad) pero llevó al país a una espiral de sangre sin retorno. El golpe al avispero a inicios del 2007 en Michoacán creo el nuevo paradigma violento que se ha recrudecido hasta nuestros días.

Aunque toda guerra tiene un periodo de incubación. Me remito entonces a la década de los noventas, marcado por el asesinato de Luis Donaldo Colosio y el surgimiento del EZLN en el primer lustro. Para el 14 de abril de 1996, una de las bandas emblemáticas del rap funk metal y rock alternativo en Estados Unidos, Rage Against the Machine, sacaban al mercado su álbum cumbre: Evil Empire. La banda fundada por el innovador guitarrista Tom Morello y el delirante mexico-americano, Zack de la Rocha, nos entregaron en Evil Empire, grandes canciones como: Bulls on Parade o Revolver. Sin embargo, la canción People of the Sun, creó tal revuelo político que se prohibió en las televisoras de México la exhibición de su video. La canción habla de un despertar en la gente del sol (mexicanos), escrita por Zack de la Rocha después de una visita a Chiapas y de conocer al Subcomandante Marcos, se inspiró en el movimiento zapatista y llevo los liricos a territorio comanche donde incluyó la caída de Tenochtitlan, al abuso colonial y  a la postre el racismo contra los chicanos y negros en el Zoot Suit Riots de 1943 en Los Ángeles.


El video por su parte, dirigido por Peter Christopherson en 1997, comparte leyendas donde denuncian una compra de armamento del régimen del PRI de 1988 a 1992 al gobierno de Estados Unidos por casi trescientos millones de dólares, era la época de  Carlos Salinas de Gortari y como su estrecha relación con George H. W. Bush daba “frutos” pues cabe recordar que ellos terminaron sus mandatos con la firma del Tratado de
Libre Comercio (NAFTA por sus siglas en ingles). La consolidación de la Iniciativa Mérida y el Fast and the Furious Los otrora Vecinos Distantes –México y Estados Unidos- como eran catalogados en el ensayo del periodista e intelectual brasileño Alan Riding a mediados de los ochenta, ahora empezaban un camino de supuesta colaboración. Durante el gobierno de Ernesto Zedillo la importación de armamento del país vecino del norte se duplicaba conforme al Salinato presumiendo una luna de miel con el gobierno del demócrata Bill Clinton. Llegaba el nuevo siglo y con ello la histórica alternancia política con la llegada de Vicente Fox, derrotando en el año 2000 a la entonces “dictadura perfecta” del PRI, la cual gobernó el país por más de siete décadas, la buena relación con George W, Bush se vio amenazada con los ataques terroristas del 11 de septiembre del 2001, donde México súbitamente dejó de formar parte de las prioridades del gobierno estadounidense. Sin embargo fueron cimentadas las bases del Plan Puebla Panamá, para el desarrollo del sur
de México y Centroamérica con ayuda de los Estados Unidos. Dicho plan fracasó, aunque fue retomado por el gobierno de Felipe Calderón, quien tomando al combate al narcotráfico como eje fundamental -como lo fue el Plan Colombia- firma a finales del 2008 la Iniciativa Mérida con su homólogo estadounidense. En los siguientes años llegaría armamento, capacitación y equipamiento por casi dos mil
trecientos millones de dólares, lo cual trajo a la par un aumento exponencial de la violencia en México.

El regreso del PRI en el 2012 -con Enrique Peña Nieto- muestra el fracaso de la guerra calderonista, la cual terminó con más de 120,000 víctimas. El supuesto nuevo PRI, trajo de nuevo las antiguas prácticas de corrupción, haciendo que el problema de inseguridad  se agravase, mientras que el gobierno de Barack Obama soslayaba la dramática entrada ilegal de armas, a su vecino del sur. Con un escándalo por el operativo de Fast and the Furious que dejó entrar miles de armas largas para el crimen organizado, esto aunado a la gran cantidad de armerías norteamericanas en la frontera que han surtido desde hace décadas a la delincuencia organizada en México. El histórico y contundente triunfo del Peje, el primero de julio de 2018, prendía las veladoras para una rápida pacificación del país, con las supuestas e innovadoras
estrategias de: “abrazos no balazos, becarios no sicarios”. Tras año y medio, la esperanza de un país más seguro se ha ido diluyendo abruptamente.
Al día de hoy, la guerra de los doce años en México ha cobrado ya, más de 300 mil víctimas. El mismo número de estadounidenses (58,000) y survietnamitas (258,000) en la cruenta guerra de Vietnam, y al paso que vamos no tardaremos mucho en llegar a la cantidad de norvietnamitas (1,1 millones) que murieron para ganarle al Goliat yanqui. Aquí me retumba una de las últimas leyendas que aparecen en el video de Rage Against The Machine: People of the Sun: “There not must be another Vietnam in Mexico”

Autor: Víctor Hugo Mondelo
Contacto: @vhmondelo

- - -
Los comentarios emitidos en esta columna son responsabilidad de sus autores y no reflejan la posición del medio  

Tu opinión es importante

Minuto a Minuto

Minuto a Minuto